Las taquillas Mobelmol para clientes exigentes

Los nuevos tiempos traen nuevas exigencias tanto sanitarias, estéticas como funcionales en todo tipo de centros como son los hospitales, colegios, industrias, laboratorios o hoteles y balnearios. En este sentido Mobelmol ha sabido adaptarse perfectamente a los tiempos convirtiéndose en una empresa puntera en la realización de proyectos inmobiliarios de última generación para los clientes más exigentes. Así por ejemplo Naturlandia en el 2012 encarga a Mobelmol unas taquillas vestuario sin rincones ni ángulos para procurar una mayor limpieza pero sin perder la estética, ya que las taquillas fueron diseñadas en color verde y con un diseño elegante y bonito para que estuvieran perfectamente integradas con el entorno paradisíaco de este lugar de descanso y ocio.

taquilla3

Por otro lado Breeders, empresa perteneciente al grupo Aviagen, dedicada a la incubación de huevos de gallina para comercializar polluelos, ha construido en Caldes de Montbui (2012) taquillas para vestuario para sus empleados, otra muestra más de la calidad tanto en los muebles como en la instalación de los mismos de Mobelmol, ya que estas instalaciones son especialmente delicadas en cuanto a la temperatura e higiene se refieren, siguiendo las normas sanitarias del momento.

Con un amplio catálogo que va desde taquillas sencillas hasta taquillas que incorporan bancos y estantes como la que podemos apreciar en la fotografía o taquillas especiales diseñadas según las medidas y características que el cliente necesite, Mobelmol ofrece siempre en cada una de ellas placas numeradas, cerraduras estándar amaestradas y bisagras inoxidables para que mobiliarios como estos, que son utilizados todos los días por un gran número de personas, tengan una larga duración en óptimas condiciones en centros públicos que siempre quieren ofrecer tanto a sus trabajadores como a los clientes que acuden a sus instalaciones el mejor servicio. Por este motivo Mobelmol trabaja desde hace años con importantes centros de toda España.

Deja un comentario